+598 2336 5996 +598 2336 6571 info@sociedadapicolauruguaya.uy

Comunicado Glifosato y Mercado interno de la Miel

Buenas prácticas en apicultura y glifosato.

En días recientes, han circulado vía whatsapp dos imágenes referidas a la eventual presencia de glifosato en mieles uruguayas. Estas imágenes transmiten mensajes en el contexto de la promoción del consumo de miel de una marca comercial  en las 450cuales sólo se identifica “Ecoapi.uy”, en consecuencia, no se identifican el nombre comercial ni el productor y/o fraccionador responsable (s).

Los mensajes que se transmiten, a juicio de la Comisión Directiva, socavan la confianza de los consumidores depositada en la miel uruguaya y dañan económicamente a apicultoras y apicultores que se sustentan económicamente con la miel que venden en el mercado interno, tenga o no tenga residuos de glifosato. Es por ello que la Sociedad Apícola Uruguaya emite este comunicado dirigido al sector apícola y a la población en su conjunto.

La presencia de residuos de glifosato en la mieles uruguayas ha generado la pérdida de millones de dólares a partir de agosto de 2016 y pérdida parcial o total de acceso a los mercados compradores de la Unión Europea, en particular, el alemán. Desde entonces, la SAU ha trabajado incesantemente a nivel de los poderes Ejecutivo y Legislativo, así como a través de los medios de difusión masiva, en la búsqueda de la disminución  progresiva del uso de glifosato hasta su abolición definitiva. Si bien es cierto, que la SAU, reiteradamente, ha manifestado que un alto porcentaje  de las mieles uruguayas han presentado residuos de glifosato como lo documentan publicaciones internacionales de laboratorios europeos de referencia, en ningún momentose puso en duda la inocuidad de estas mieles. No existe ningún estudio que indique o sugiera efectos indeseables por la ingesta de miel con residuos de glifosato.Ni siquiera se podrían plantear eventuales riesgos de efectos indeseables teniendo en cuenta que debieran ingerirse unos 420 kg de miel con 50 partes por billón (ppb) de glifosato al día para alcanzar el máximo de ingesta diaria de glifosato en forma crónica admitido por la Unión Europea, lo cual es absurdo.

Partiendo de lo antedicho, la SAU a través de este informe desea transmitir las siguientes consideraciones:

Una de las imágenes indica que los residuos de glifosato han inhabilitado el ingreso de las mieles uruguayas a Alemania. Esto no es cierto, sólo no ingresan las mieles con más de 50 ppb de glifosato, las cuales NO representan a la mayoría de mieles con residuos de glifosato producidas en el Uruguay. El sector exportador ha mitigado este impedimento a través de la mezcla de mieles.

En la misma imagen se manifiesta “¿A dónde crees que terminaron esta mieles?” refiriéndose a las mieles con residuos de glifosato. Este mensaje induce en el lector consumidor  la idea que estas mieles terminan en el mercado interno. Como prueba de la inocuidad de las mieles uruguayas, a lo largo de 2021 se exportó toda la miel de zafras previas. Los países compradores tienen altos niveles de exigencia en cuanto a inocuidad y las mieles uruguayas lograron superarlos.

En la segunda imagen se refiere a que dicha marca comercial está “Libre de residuos de glifosato”, lo cual se asocia a “Garantía de producto saludable”. La no presencia glifosato, por sí sola, no es garantía de inocuidad. Por otra parte, la presencia de glifosato no implica que la miel sea perjudicial para la salud humana.

El desmerecer la miel por el solo hecho de tener residuos de glifosato y enaltecer la miel que no los tiene sin que exista ninguna prueba científica que demuestre diferencias de inocuidad entre ambas, es una forma de competencia comercial injusta que perjudica a apicultoras y apicultores que no tienen la posibilidad de costear los análisis y certificaciones que les permita avalar la ausencia de glifosato.

Diferente es el caso de los productores orgánicos o agroecológicos, donde existen empresas o procesos de certificación reconocidos por las autoridades oficiales competentes, que respaldan la calidad de la miel producida y que no ponen en tela de juicio la inocuidad de aquellos productos de la colmena no catalogados de orgánicos o agroecológicos.

El sector apícola ha trabajado, en estos años de pésima rentabilidad para los productores, en la expansión del mercado interno. Mensajes de esta naturaleza, atentan injustamente contra el mercado consumidor de miel.

Por todo lo afirmado previamente, la Sociedad Apícola Uruguaya descalifica radicalmente mensajes de tal naturaleza pero alienta la esperanza que quién o quiénes sea (n)el o los responsables de estos mensajes, los cuales no ayudan a promover el consumo interno de miel, reconsidere (n) la situación y maneje (n) otros argumentos para promocionar la miel fraccionada que comercializa (n).

Desde la SAU se seguirá trabajando para superar los daños que el glifosato ha hecho, hace y hará a la economía del sector apícola.

Saluda fraternalmente,

Comisión Directiva – Sociedad Apícola Uruguaya

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat